T. +34 96 588 53 09

en

esde

Como montar una Casa rural - Parte 1

The Blog of Cases Noves

Como montar una Casa rural - Parte 1
posted in Rural Tourism

La realidad en España es la que es, en cuanto a turismo me refiero, 17 Comunidades Autónomas que tienen transferidas las competencias den turismo, eso implica, 17 leyes de turismo diferentes para cada territorio. Y esto, que mucha gente no tiene en cuenta, la tiene y mucha. Nuestro hermano mayor, los grandes hoteles tienen la misma problemática, pero hay un ámbito muy importante donde esta medida no les afecta tanto, ya que para un cliente, un hotel es un hotel halla donde vaya, con lo cual a nivel comercial en este aspecto no tienen que hacer ningún esfuerzo. Pero nosotros, el hermano menor, tenemos también 17 formas de llamarnos diferentes, que hace que el cliente no tenga la misma percepción si va a un alojamiento en Asturias o en Alicante. La última revisión de la ley en la Comunidad Valenciana, ya establecía las categorías por estrellas, pero no tocaba la nomenclatura, con una idea clara de homogeneizar a nivel nacional las categorías al igual que los hoteles, pero que se quedo a mitad de camino, al no tocar las nomenclaturas, y me explico con la siguiente pregunta:

¿Alguien me puede decir que diferencia hay entre y cito mi categoría real “casa rural por habitaciones de alquiler compartido” y un hotel?

 

¿Alguien me puede decir que diferencia hay entre una casa rural de alquiler integro y una villa en la costa?

 

Esas diferencias que busco, las busco en cuanto a la gestión y en cuanto a lo que le afecta al cliente, que es la manera de la alojarse. Ya se que hay un montón de diferencias. Pero a la práctica, para un cliente que se aloja en mi casa, entra sin saber muy bien que se va a encontrar y se va con la sensación real de que ha estado en un hotel, porque ha tenido su habitación, ha tenido su baño, ha tenido su desayuno, limpieza diaria y bueno... muchas más cosas... Esas que nos diferencian y que no voy a entrar ahora, porque no es el propósito de este post.

Entonces si mi alojamiento es: “Casa rural compartida de alquiler por habitaciones”

Alguien ahora me puede decir ¿como puede enfocar mi comunicación, para informar a ese cliente de que realmente el va a venir a un pequeño hotel rural, cuando no puedo utilizar la palabra hotel?

A parte de esta situación, ahora nos encontramos con otra siguiente, la profesionalidad del turismo rural. Muchos alojamientos no son primera fuente de ingresos, son complementos a una actividad profesional principal, esto hace que hay mucha falta de profesionalidad en un sector muy atomizado y dejado de la mano de Dios.

Así que todo esto, nos deja un escenario “magnifico”, en el cual muchas veces no sabemos ni lo que somos, el cliente tampoco, en unos casos nos dedicamos a esto al 100% y en otros muchos casos no, lo que nos da como resultado, el que es, una problemática muy diferente para cada uno, muchos frentes de lucha diferentes. Y el dicho ya lo dice, “divide y vencerás” y en este caso nuestro sector el turismo rural está totalmente dividido.

Vale Toni, pero tengo 2 preguntas:

  1. Quiero montar una casa rural ¿Qué hago?

  2. Ya tengo una casa rural ¿Qué hago?

Para ambas preguntas te voy a dar las mismas respuestas, y que son objeto de este post: Hacer lo mismo que hace tu hermano mayor, pero aplicando el sentido común y extrapolando las cosas. Voy a intentar explicarme.

Siempre he tenido claro que yo no puedo compararme ni luchar contra mi hermano mayor, pero es que tampoco se trata de ello, lo que sí he hecho siempre, es analizar como hacen las cosas porque ellos tienen experiencia, sabiduría, ya que hay detrás grandísimos profesionales y por supuesto tienen medios. 

Entonces ¿que hago?, pues fíjate como hacen las cosas, formate (esto tatúatelo), empieza a seguir a esos profesionales y ver que te pueden aportar, por qué han llevado a sus empresas al top, fíjate en las herramientas que utilizan, las estrategias, su modo de comunicar, su gestión, su... todo, analiza y extrapola, porque al final y si lo miras bien solo hay una diferencia entre ellos y nosotros: El tamaño.

Este tamaño unas veces va en nuestra contra, pero otras muchas va a nuestro favor y ahora después de esta crisis del Covid-19 que estamos pasando... sinceramente va a nuestro favor, porque nuestros alojamientos van a generar mucha más confianza que los grandes con sus aglomeraciones. ¿Como quieres ver el vaso? Medio lleno o medio vacío, yo quiero verlo medio lleno.

En los próximos post voy a hablar de herramientas que tienes que tener en cuenta antes de montar un alojamiento, que son también aplicables cuando ya lo tienes montado, ¿que porqué? Te respondo:

Alojamiento Rural en proyecto:

  • Si no lo has hecho todavía estas herramientas las tienes que utilizar si o si, porque te van a llevar a analizar tu negocio, tu cliente y tu producto, y esto créeme, a largo plazo te va a ahorrar mucho trabajo y dinero, no vas a dar tumbos porque vas a tener las cosas claras desde el primer momento, osea te van a dar tu “Norte”.

Alojamiento Rural en funcionamiento:

  • Si ya lo tienes montado, entonces cuentas con una gran ventaja, aunque es posible que durante este tiempo hayas dado muchos golpes de timón pero ahora, con tu experiencia y estas herramientas más que nunca vas a poder afinar tus estrategias, porque nadie mejor que tu conoce tu alojamiento, tu cliente y tu producto.